Queens Estética

Beneficios de la manicura de gel

Las uñas de gel son una alternativa semipermanente con un acabado profesional y una excelente durabilidad. Esto se debe a su popularidad entre las mujeres que visitan a menudo los salones de belleza.

El acabado de la manicura en gel es bastante sencillo y se puede hacer en casa si tienes los esmaltes en gel de tu elección y una lámpara UV para una fijación y secado más eficiente.

Además, la diferencia entre las uñas de gel y las uñas naturales apenas se nota, lo que brinda una gran comodidad al usuario.

Los problemas comunes con las uñas acrílicas, como el olor a veces desagradable, no son motivo de preocupación para las personas que optan por la manicura en gel.

Entonces, ¿cuáles son los beneficios reales de las manicuras en gel y por qué debería elegirlas?

El aspecto natural de las uñas de gel las hace destacar entre la multitud.

Su longevidad y bajo mantenimiento lo convierten en la elección perfecta para las mujeres que no tienen mucho tiempo para visitar el salón o hacerse retoques.

Además, la tecnología LED, recientemente combinada con esta técnica, permite realizar con extrema rapidez este tipo de manicura, así como diferentes estilos y modalidades que se adaptan a todos los estilos de vida.

Cosas que debes saber al hacerte la manicura de gel

No todo es color de rosa y obvio, no importa cuán profesional sea la aplicación o la calidad del producto de gel que se aplique, las uñas pueden debilitarse después de practicar el proceso varias veces. Especialmente si eres brusco o agresivo al quitarte las uñas.

La eliminación de uñas de gel debe realizarse en un salón de belleza bajo el cuidado de profesionales que intentarán minimizar cualquier posible daño a tus uñas naturales.

Otra opción es aprender a quitar las uñas de gel uno mismo y desde casa. Puedes hacerlo si no tienes tiempo para visitar un salón de belleza. Todo lo que necesita es 100% acetona o un removedor de gel especial para completar el proceso.

El procedimiento es simple; Remoje una bola de algodón en el removedor o acetona, envuelva la uña y la bola de algodón en papel de aluminio, cubra toda la mano con una toalla y espere entre unos minutos y una hora, según el material utilizado.

Si no estás segura de qué material están hechas tus uñas de gel, lo mejor es visitar un salón de belleza y completar este proceso con la ayuda de un experto. Mantener las uñas hidratadas durante el proceso es crucial para evitar posibles daños. Es fundamental el uso de aceites, cremas o lociones hidratantes.

Si necesitas lucir perfecta para un evento específico o necesitas asistir a una serie de eventos consecutivos, tu mejor apuesta es optar por una manicura en gel en tu salón de belleza más cercano.

La duración de este tipo de manicura hace que no tengas que preocuparte de rehacer o retocar en poco tiempo, por lo que el coste está justificado.

Deja un comentario

catorce + once =